ReVista
 
   
 
       
         
 
 
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
 
 
 
 
 
 
 
 
Un sucedáneo de la realidad
por Marcelo Wio
25 de Noviembre de 2013

Imprimir Imprimir | Enviar Enviar | Bookmark and Share Compartir
 
 
La agencia de noticias Europa Press obsequiaba el 24 de noviembre de 2013 al lector con otra muestra de lo que no debe hacerse en periodismo: obviar datos relevantes, rehuir la contextualización y ser parcial. En un artículo titulado El bloqueo israelí sobre Gaza obliga a emplear carros tirados por burros para mantener la recogida de basura, la agencia de noticias no mencionaba los ataques terroristas con cohetes efectuados por Hamas desde la Franja contra Israel, ni tampoco el bloqueo egipcio sobre el territorio costero. En su lugar, aseguraba que:

La escasez de combustible provocada por el bloqueo impuesto por Israel a la Franja de Gaza ha obligado a suspender las rutas de recogida de basura con camiones y, en su lugar, han salido a las calles carros tirados por burros para recoger los residuos”.

Y sostenía que el ministro de Administración Local del gobierno de Hamás en la Franja de Gaza, Mohammad al Farra, “ha denunciado la responsabilidad de la Autoridad Palestina, que controla Cisjordania, por colaborar con el bloqueo impuesto por Israel a la Franja de Gaza con su apoyo al cierre de los túneles de contrabando excavados bajo la frontera con Egipto y con los altos impuestos con los que está gravado el combustible”.

Es decir, que agencia llegaba al punto de mencionar a Egipto, pero omitía hablar del bloqueo ejercido por este país y del cierre de túneles por parte de este país.
 
El 10 de noviembre de 2013, el diario El País señalaba:

“En los 12 kilómetros de frontera de Gaza con Egipto sólo se ven carpas polvorientas, la mayoría abandonadas. Cubren las bocas de unos túneles por los que hasta hace poco entraba en la Franja todo tipo de artículos, desde cigarrillos hasta motocicletas. El nuevo gobierno egipcio ha destrozado desde julio la inmensa mayoría de esos pasos, en un intento de acabar de una vez por todas con el contrabando de bienes y personas. Los túneles eran la principal arteria comercial de la Franja, la respuesta del grupo islamista Hamás al bloqueo económico de Israel.

[…]

El viernes, las autoridades egipcias destruyeron otros 10 túneles, después de haber interceptado una gran red de distribución de combustible, también subterránea, con tanques que almacenaban 30 toneladas de diesel. En los tiempos en que Hamás operaba en la frontera a su antojo, cuando Mohamed Morsi aún era presidente en Egipto, había en funcionamiento unos 1.200 pasos subterráneos”.

¿Y esta información no es relevante para una noticia que contiene los términos “bloqueo”, “Gaza” y “combustible”? ¿En qué momento ha decidido Europa Press pasar del periodismo a la ficción ideológica? Porque el desprecio de los hechos de la realidad para retratar a Israel como un "mal" que "asfixia" a Gaza, pertenece al campo de la imaginación.

El final del texto de la agencia enumera consecuencias sin molestarse en informar sobre las causas:

“A mediados del mes pasado dejaron de funcionar varias plantas de procesamiento de aguas residuales de la Franja de Gaza también debido a la falta de combustible, con lo que las aguas fecales inundaron las calles de algunas localidades palestinas. También la única central eléctrica de la Franja de Gaza también funciona con diésel.

El bloqueo fue impuesto por Israel en 2006 con la colaboración de Egipto en represalia la toma del poder en la Franja de Gaza por parte del grupo islamista Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás). Desde entonces se ha mantenido con algunos periodos de mayor o menor dureza que provocan crisis humanitarias periódicas entre los 1,5 millones de palestinos que viven en el enclave”.

¿Qué sucedió con el combustible?

La agencia EFE indicaba el 9 de noviembre que:

La escasez [de combustible], que provoca prolongados apagones diarios, se origina esta vez en las dificultades del gobierno de Hamás para afrontar la factura energética, mucho más cara desde que Egipto destruyera un 90 por ciento de los túneles de contrabando en Rafah y se suspendiera la importación de diesel subvencionado.

Ahora, deben comprar el combustible a Israel al precio de consumo en este país, más del doble que el que pagaban por el egipcio”.

Además, ¿el bloqueo Israel es sólo una represalia a la toma de poder del grupo terrorista Hamas? La respuesta es afirmativa si se evitan mencionar los ataques terroristas.

Pero, además, no tendrá algo que ver el hecho de que en su carta fundacional Hamas proclama en su preámbulo que:

Israel existirá y seguirá existiendo hasta que el islam lo aniquile, como antes aniquiló a otros.”

O que en su introducción reza:

Nuestra lucha contra los judíos es muy grande y muy seria. Exige todos los esfuerzos sinceros. Es un paso al que inevitablemente habrán de seguir otros. El Movimiento no es más que un escuadrón que debe ser apoyado por más y más escuadrones de este vasto mundo árabe e islámico, hasta que el enemigo sea vencido y se realice la victoria de Alá”.

Y, ¿tendrán algo que ver los cohetes lanzados desde Gaza?

La siguiente cronología de hechos, ¿no arroja acaso alguna luz sobre el por qué del bloqueo israelí?

2005: 488 cohetes arrojados a Israel desde Gaza

2006: 1123

2007: 2427

2008: 3278

Operación Plomo Fundido del Ejérctio de Defensa de Israel.

2009: 774

2010: 231

El 17 de junio de 2010 el diario español El País informaba:

El Gobierno israelí ha decidido esta mañana suavizar el bloqueo impuesto sobre Gaza. Aún no han sido anunciadas las nuevas condiciones…, lo que, en principio, debería permitir que entraran en la Franja prácticamente todo tipo de alimentos y medicamentos, así como materiales de construcción (hasta ahora muy restringidos) siempre que su uso fuera supervisado por Naciones Unidas. No parece que el bloqueo naval vaya a ser sustancialmente modificado”.

2011: 627

2012: 2248

Operación Pilar Defensivo del Ejérctito de Defensa de Israel.

2013: 33

El 13 de octubre de 2013, el diario El Mundo publicaba que:

“Estamos en la tensa frontera entre Israel y la Franja de Gaza donde el brigadier general israelí Mijael Edelstein afirma a pocos metros de la entrada: ‘Es un túnel de terror construido en Gaza para atacar o secuestrar soldados y civiles en nuestro territorio. El grupo terrorista Hamas es el único responsable de los atentados que salen de Gaza'.

El pasadizo subterráneo -de una longitud cercana a los dos kilómetros y con varias salidas a la superficie de Israel- podía haber hecho estallar una nueva escalada entre el Israel y Hamas…”.

En tanto que El País indicaba que:

“Es el tercer túnel que encuentra el Ejército israelí desde Gaza en lo que va de año, y uno de los más avanzados y mejor construidos de los que se han descubierto en mucho tiempo… Su descubrimiento ha llevado a las Fuerzas de Defensa de Israel a suspender la entrada de cemento para fines comerciales en la Franja. Aún pueden entrar aquellas remesas destinadas a organizaciones humanitarias que las emplean sobre todo para proyectos de reconstrucción.

[…]

Desde junio de 2007… hasta el año pasado, Israel sólo permitió la entrada de material de construcción a la Franja para su uso por parte de organizaciones humanitarias, siempre a través del paso de mercancías de Kerem Shalom. En total, según datos de Naciones Unidas, entraron en ese periodo de tiempo más de 69.800 camiones cargados con ese material. En diciembre amplió los permisos con 20 camiones diarios de grava para compradores privados. Recientemente amplió a 40 de grava, 20 de cemento y 10 de acero. Ahora esos suministros al sector privado han quedado suspendidos hasta próximo aviso.

[…]

En 2006, con el uso de un túnel similar al descubierto ahora, un grupo armado de gazatíes entró en Israel, mató a dos soldados y capturó al entonces cabo Gilat Shalit, liberado cinco años después a cambio de la excarcelación de un millar de presos palestinos”.

Cuando en 2010 disminuyeron los ataques (aunque no cesaron; se lanzaron "sólo" 231 cohetes contra Israel), el Estado Judío decidió "suavizar el bloqueo impuesto sobre Gaza". La respuesta fue un aumento del lanzamiento de misiles. Pero, aún así, Israel debe ser culpado, incluso de las decisiones de los líderes de Hamas.
 
En tanto, Europa Press  les niega a sus lectores la información de la realidad, imponiéndoles así a una lectura sesgada, plagada de apelaciones a las emociones, carente de datos y de contexto. En definitiva,  un sucedáneo de la realidad de bajísima calidad.
 
 
 
         
      Portada | Temas | Países | Publicaciones | Acciones | Sobre Ética | Contáctenos | Enlaces  
         
 
ReVista Copyright 2008-2009