ReVista
 
   
 
       
         
 
 
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
 
 
 
 
 
 
 
 
Télam inventa “resoluciones internacionales”
por Marcelo Wio
27 de Marzo de 2014

Imprimir Imprimir | Enviar Enviar | Bookmark and Share Compartir
 
 
 
La agencia argentina de noticias Télam informaba el 26 de marzo de 2014 del rechazo de la Liga Árabe a reconocer a Israel como un Estado Judío, desplegando un lenguaje propio de un portavoz palestino o árabe.

Así, Télam explicaba que:

“… la Liga manifestó su respaldo a la creación de un Estado palestino independiente dentro de las fronteras de 1967 con su capital en Jerusalén Este, según la iniciativa de paz árabe y las resoluciones internacionales.

Los jefes de Estado árabes rechazaron la intención israelí de imponer un cambio demográfico en Jerusalén Este y la construcción y ampliación de asentamientos en los territorios palestinos ocupados”.

¿De qué “resoluciones internacionales” estará hablando Télam?

Las dos resoluciones fundamentales para cualquier acuerdo de paz definitivo son las resoluciones 242 y 338 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

La primera, del 22 de noviembre de 1967 afirma:

“[…] que el acatamiento de los principios de la Carta requiere que se establezca una paz justa y duradera en el Próximo Oriente, la cual incluya la aplicación de los dos principios siguientes:

1) Retirada de las fuerzas armadas israelíes de territorios que ocuparon durante el reciente conflicto

2) Terminación de todas las situaciones de beligerancia o alegaciones de su existencia, y respeto y reconocimiento de la soberanía, integridad territorial e independencia política de todos los Estados de la zona y de su derecho a vivir en paz dentro de fronteras seguras y reconocidas y libres de amenaza o actos de fuerza”.

¿Qué dirá el texto de la resolución de Télam?

La resolución 338, del 22 de octubre de 1973, insta a las partes interesadas a:

“[… ] que empiecen inmediatamente después de la cesación del fuego la aplicación de la Resolución 242 (1967) de 22 de noviembre de 1967 del Consejo de Seguridad en todas sus partes”.

Y decide que:

“… inmediatamente y en forma simultánea con la cesación del fuego, se inicien negociaciones entre las partes interesadas, con los auspicios apropiados encaminados al establecimiento de una paz justa y duradera en el Oriente Próximo”.

Imposible encontrar en estas resoluciones, que son, además, las piedras angulares para cualquier acuerdo para logar una paz justa y duradera, mención alguna a la “creación de un Estado palestino independiente dentro de las fronteras de 1967 con su capital en Jerusalén Este”

¿Confundirá Télam deseo ideológico con resolución internacional?

¿“Fronteras de 1967”? ¿Qué es eso?

Un artículo de CAMERA apuntaba que:

La Línea Verde… sirvió como línea de demarcación de armisticio entre Israel y Jordania. La línea de armisticio fue establecida el 3 de abril de 1949 por el artículo III del Acuerdo de Alto el Fuego entre Israel y Jordania, y jamás fue una ‘frontera' entre Israel y Cisjordania [así bautizada por Jordania; antes era conocida por su denominación tradicional: Judea y Samaria]”.

Lord Caradon, que fue el representante permanente del Reino Unido ante las Naciones Unidas entre 1964 y 1970, y uno de los principales redactores de la Resolución 242 declaró (Journal of Palestine Studies, “An Interview with Lord Caradon,” Spring - Summer 1976, pgs 144-45):

“Podría haber dicho: bien, puede volver a la línea de 1967. Pero conozco la línea de 1967 y sé que está corrompida. No se podría tener una peor línea para una frontera internacional permanente. Es donde las tropas se encontraban en cierta noche en 1948. No tiene ninguna relación con las necesidades de la situación.

De haber dicho que tenían que volver a la línea de 1967, cosa que habría sucedido si hubiésemos especificado una retirada de todos los territorios ocupados, habríamos estado equivocados”.

¿Y qué hay de Jerusalén?

Nadav Shragai reproducía en un artículo, un escrito del embajador de Estados Unidos ante las Naciones Unidas en 1967, Arthur Goldberg, en el que el diplomático afirmaba:

Nunca describí a Jerusalén como un área ocupada... La Resolución 242 no se refiere a Jerusalén en modo alguno, ysu omisión fue deliberada”.

Anteriormente, en 1947, Gran Bretaña le solicitó a la Asamblea General de las Naciones Unidas que considerara la cuestión palestina, para lo que la Asamblea designó un comité especial – Comité Especial de las Naciones Unidas para Palestina (UNSCOP por sus siglas en inglés). El 29 de noviembre de 1947 la Asamblea General, a instancias de las recomendaciones del Comité, adoptó la Resolución 181, en la que la parte III trata de la Ciudad de Jerusalén:

La Ciudad de Jerusalén se establecerá como un corpus separatum bajo un régimen internacional especial y será administrada por las Naciones Unidas. El Consejo de Administración será designado para desempeñar las responsabilidades de la Autoridad Administrativa en nombre de las Naciones Unidas”.

Es decir, la ciudad no formaría parte ni del estado judío ni del estado árabe proyectados.

En su libro Israel and Palestine: Assault on the Law of Nations, Julius Stone, renombrado jurista australiano, reproduce una cita textual de los autores del informe An Internacional Law Analysis of the Major United Nations Resolutions Concerning the Palestine Question (ST/SG/Ser F/4, N.Y.: 1979) donde aseguran:

Los Estados árabes no sólo votaron en contra de la partición [de Palestina], sino que inicialmente sostuvieron que era inválida. Es por lo tanto significativo [sic] que subsecuentemente la hayan invocado para presentar sus argumentos legales a favor de los palestinos...”.
 
 
 
Paradójicamente, laresolución 181, a la que los estados árabes – que se niegan a reconocer a Israel como un Estado Judío - se aferran, recomendaba la partición del Mandato británico de Palestina (su parte occidental, puesto que la oriental había sido concedida a la dinastía hachemita) en dos estados independientes: “un estado árabe y un estado judío”.
 
 
 
Durante la guerra que siguió al ataque de cinco ejércitos árabes contra el recién establecido Estado de Israel, la lucha por la Ciudad Vieja de Jerusalén terminó con la rendición del Barrio Judío a las fuerzas de la Legión Árabe Jordana. Cuando los combates terminaron, las fuerzas jordanas tenían el control de la parte del Este de la ciudad, en tanto que el sector occidental estaba bajo control israelí. Era la primera vez que la ciudad estaba dividida.

En tanto, Télam, pasaba a mencionar - o los estados árabes (no queda muy claro quién dice lo que dice) - que “la intención israelí de imponer un cambio demográfico en Jerusalén Este”.

¿Qué? ¿Qué insinúa la agencia argentina?

Un documento del Ministerio de Exteriores Israelí da cuenta de la historia demográfica reciente de Jerusalén:

Desde 1870 los judíos han constituido una mayoría en Jerusalén. En el primer censo de población llevado a cabo por las autoridades del Mandato Británico en 1922, se encontró que la ciudad estaba habitada por 62 mil personas – 34100 judíos, 13400 musulmanes y 14700 cristianos. En el censo realizado por Israel y Jordania en 1961 la población resultó ser de 243500 habitantes, de los cuales el 67.7% eran judíos. La proporción entre musulmanes y cristianos ha crecido a favor de los musulmanes desde 1967. [...] En 1967 había 197000 judíos en Jerusalén (74,2%) y 68000 árabes (25,8%). Hoy, la proporción ha cambiado en un 3,7%: los judíos representan un 71% y los árabes un 29%. Se estima que para 2010 la población de Jerusalén alcanzará los 820 mil habitantes, de los cuales, un tercio serán árabes”.

Es decir, durante el Mandato Británico la población árabe era 2,5 veces menor que la judía e, incluso, menor que la cristina. Recién comenzó a crecer marcadamente a partir de 1967, cuando Israel tomó el control de Jerusalén Este luego de la guerra de los Seis Días – otra guerra de agresión árabe -. Según este mismo informe, la tasa de crecimiento en 1995 era de 34,8 nacimientos por cada 1000 personas, en tanto que la tasa entre los judíos era de 28,5 por 1000.

Además, el mismo documento indicaba:

“Datos recogidos de los registros de impuestos indican que en 1967 había 12200 apartamentos en el sector árabe, mientras que en 1995 el número había alcanzado los 27066, representado un aumento de 122%. El crecimiento el sector judío durante ese período fue de 113%, de 57500 apartamentos a 122780”.

Es decir que luego de que Israel se hiciera con el control de la ciudad, la población árabe aumentó notablemente…

¿“Territorios palestinos ocupados”?

¿Cuáles son esos territorios? ¿Cuál es su frontera precisa y acordada? ¿Cuándo se firmó la paz que fijó dicha frontera?

Dice Télam de sí misma:

“El prestigio, acceso a fuentes oficiales, la cobertura en todo el territorio nacional y corresponsalías en el exterior; y la responsabilidad en el tratamiento informativo son características que colocan a Télam en referente periodístico confiable y creíble en el país y en el mundo”.

¿Utilizando qué definición de “periodismo”, “confiable” y “creíble”?

¿Según que "resoluciones internacionales"?

¿Es prescindir de la contextualización, de la versión de una de las partes y promover falacias parte de la “responsabilidad en el tratamiento informativo”? Y tomar partido por uno de los sujetos de la noticia, ¿forma parte de la "credibilidad" o de la "confiabilidad"?

 
 
 
 
 
         
      Portada | Temas | Países | Publicaciones | Acciones | Sobre Ética | Contáctenos | Enlaces  
         
 
ReVista Copyright 2008-2009