ReVista
 
   
 
       
         
 
 
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
 
 
 
 
 
 
 
 
Renuncia de Schabas: la “realidad” según Europa Press
por Marcelo Wio
3 de Febrero de 2015

Imprimir Imprimir | Enviar Enviar | Bookmark and Share Compartir
 
 
 
Según la crónica del 3 de febrero de 2015 de Europa Press, renunció a su cargo William Schabas, que lideraba hasta hace horas una comisión de investigación del Consejo de Derechos Humanos de la ONU.
 
Dicha comisión, según el borrador de la resolución que la formó, investiga “las generalizadas, graves y sistemáticas violaciones de derechos humanos y las libertades fundamentales derivadas de las operaciones militares israelíes llevadas a cabo en el territorio palestino ocupado desde el 13 de junio de 2014 que puede equivaler a crímenes internacionales, resultando directamente en la matanza de más de 650 palestinos”. No se hablaba de “posibles o supuestas violaciones”. Es decir, la comisión no realizaría diligencias para descubrir algo, puesto que ya no había nada que descubrir: todo estaba  "claro" y "juzgado" de antemano.

Pero la crónica de Europa Press, que omitía estos hechos que indican un sesgo en la investigación desde el inicio mismo – como si fuesen irrelevantes -, decía que desde que se designó a Schabas al frente de dicha comisión:

“… el Gobierno israelí ha acusado a Schabas de ser parcial debido a un trabajo de consultoría que hizo por encargo de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), rechazando por ello las futuras conclusiones del grupo de expertos de la ONU”.

Su labor remunerada con la OLP es la más reciente de las revelaciones sobre el jurista canadiense.

Lo que se señalaba desde al momento de la elección de Schabas al frente de dicha comisión – tal como lo publicó, por ejemplo, el diario Ha'artez – , eran, entre otros, tres puntos que en cualquier otra situación similar habrían hecho que un jurista se recusara o que fuera recusado:

1. Criticó a Israel por la operación Plomo Fundido, a la vez que elogió el informe emitido por la Comisión Goldstone respecto de dicha operación. Esa “comisión investigadora” (que también partía de un veredicto previo; y que se parece en su formulación a tantas otras ) dio como resultado el infame Informe Goldstone, que se basó en las cifras proporcionadas por Hamas y por un grupo de ONG con un claro posicionamiento pro-palestino (e, incluso, anti-israelí).

Richard Goldstone, que encabezó aquella comisión, publicó una clara retractación del contenido y conclusiones de su Informe, y admitió inequívocamente que, “con la información de que hoy dispone, está ahora seguro que el daño producido a civiles inocentes palestinos por las acciones militares israelíes no fue intencional”.

2. “Schabas hizo llamamientos para que el Corte Penal Internacional de La Haya enjuiciara al primer ministro Benjamin Netanyahu y al ex Presidente Shimon Peres. El año pasado, en una conferencia en Nueva York, Schabas dijo: 'Mi favorito para el banquillo de la Corte Penal Internacional sería Netanyahu'. Unos años antes, declaró que, si hubo una acusación de la CPI contra el presidente de Sudán por genocidio, por qué una se expedía una acusación similar contra el presidente israelí por los sucesos en Gaza”.
 
Según explicaba en marzo de 2009 el diario español El País:

“La Corte Penal Internacional (CPI) dictó ayer una orden de arresto contra el presidente de Sudán, Omar al Bashir, por crímenes de guerra y contra la humanidad en la región de Darfur, al oeste del país, donde, según la ONU, han muerto 300.000 personas en los últimos cinco años. Casi tres millones más han perdido sus hogares y viven refugiados en países vecinos”.

 
A lo que ahora vino a sumarse, como ya se indicara, el trabajo remunerado de consultoría legal para la OLP, uno de los actores del conflicto palestino-israelí, ni más ni menos.
 
 
 
De hecho, según la organización UN Watch, cuando se presentó el año pasado para un puesto relacionado - para sustituir a Richard Falk como el investigador para Palestina del UNHRC -, fue preguntado sobre conflictos de intereses… y dijo que no existían.
 
 
 
Es decir, que quien se encarga de “investigar” a Israel, es quien aplaudió informes erróneos, quien pide el enjuiciamiento de líderes israelíes (a quienes, indirectamente, debe investigar) y quien realizó consultorías para la OLP… Eso sí, Europa Press le sugiere al lector, que todo es una “acusación israelí”…
 
 

UN Watch enumeró, además, las siguientes declaraciones y acciones de Schabas:

“En un artículo en una revista de Derecho, Schabas escribió que Netanyahu podía ser considerado como “el único individuo con la mayor probabilidad de amenazar la supervivencia de Israel”.

En una entrada de blog de 2009 sobre la Conferencia de Durban II de la ONU sobre racismo, Schabas instó al mundo no sólo a ‘ignorar' las declaraciones del presidente iraní Mahmoud Ahmadinejad, sino a dejar de ‘exagerar'. Según Schabas, aquellos que ‘merecen la culpa son ‘Israel y sus amigos, que han manipulado la verdad acerca de la naturaleza de la labor de las Naciones Unidas a través de una burda exageración del papel y la intervención de ciertos fanáticos'. Schabas había descritoa Ahmadinejad como un mero político ‘provocador' y no un torturador de disidentes, incitador del antisemitismo genocida y patrocinador del terrorismo.

En 2001, Schabas viajó a Irán para co-patrocinar conferencias del Centro de Derechos Humanos y Diversidad Cultural con sede en Tehrán, a pesar de sus íntimos lazos con el régimen fundamentalista y su agenda declarada de propaganda.

Schabas fue un participante activo ante un ‘tribunal' pro-palestino que, de acuerdo con un artículo de opinión en el New York Times firmado por el juez Richard Goldstone, constaba de evidencias unilaterales y de un jurado compuesto por ‘críticos cuyos duros puntos de vista sobre Israel son bien conocidos'”.

 
 
Y, para finalizar – y siguiendo con las omisiones; y en este caso, sugiriendo una duda, una "excusa" por parte de Israel para lanzar la operación defensiva -, la agencia explicaba:

“Israel lanzó el pasado verano la 'Operación Margen Protector' en respuesta al supuesto incremento del lanzamiento de cohetes palestinos. En 51 días de fuego cruzado 2.143 palestinos murieron, la mayoría civiles, y 71 israelíes fallecieron, entre ellos 66 soldados”.

En pocas líneas, Europa Press convertía en “supuesto” lo que era, y es, un hecho: en las tres semanas previas a la operación Margen Protector, según informó el Ejército israelí, 250 cohetes fueron lanzados contra Israel desde Gaza - 450 desde principios de año.

Además, la agencia insistía en las cifras de bajas que proporcionó Hamas (su Ministerio de Sanidad), en las que “la mayoría de las bajas son civiles”, omitiendo los análisis de las bajas como el del Centro Meir Amit de Información sobre Inteligencia.

Este Centro lleva varios meses analizando los nombres de los fallecidos (a partir de la lista publicada por el Ministerio de Salud de Gaza, por una lista publicada por Felesteen, un órgano de Hamas; consultas en redes y sitios web de diversas organizaciones, especialmente Hamas y la Yihad Islámica Palestina, así como información de medios de comunicación, tanto palestinos como árabes; y con el fin de complementar o validar algunos de los nombres, utiliza información procedente de fuentes de seguridad israelíes) en Gaza durante la operación Margen Protector. En su informe (el 7º) del 1 de diciembre de 2014, indicaba que “los resultados del examen del Centro hasta ahora (basado en aproximadamente el 54% de los nombres de los muertos) sugieren que los operativos terroristas constituyen alrededor del 52% de las muertes que han sido identificadas, y los civiles no involucrados constituyen aproximadamente el 48%. Esta proporción puede variar en el futuro”.

Por algún motivo, para la agencia de noticias los hechos relacionados con el conflicto palestino-israelí son susceptibles de ser silenciados para representar una realidad en la que Israel es, si no el culpable, sí sospechoso de serlo – que, en el caso israelí, viene a significar lo mismo.


 
         
      Portada | Temas | Países | Publicaciones | Acciones | Sobre Ética | Contáctenos | Enlaces  
         
 
ReVista Copyright 2008-2009