ReVista
 
   
 
       
         
 
 
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
 
 
 
 
 
 
 
 
Europa Press retrata su sesgo: Israel no es París
por Marcelo Wio
25 de Noviembre de 2015

Imprimir Imprimir | Enviar Enviar | Bookmark and Share Compartir
 
 
 
Una manera de evidenciar el sesgo informativo es comparar cómo un medio cubre los hechos según qué actores intervengan.

Así pues, ¿usted piensa que la agencia de noticias española Europa Press hubiese dado prioridad a los terroristas que perpetraron los atentados de París el pasado 13 de noviembre, presentándolos como víctimas y confundiéndolos con los asesinados?

Ciertamente no.

La agencia no hubiese dicho en su primer párrafo sobre la noticia de la operación policial realizada el 18 de noviembre, en la comuna francesa de Saint Denis, lo siguiente:

“Las fuerzas de seguridad francesas han tiroteado y provocado la muerte de dos personas en la localidad de Saint Dennis, en busca del ‘presunto cerebro' de lo que la policía ha descrito como ‘atentados terroristas'...”

 

 
Pues justamente eso es lo que hizo Europa Press el 25 de noviembre de 2015 cuando el objetivo de los atentados fue Israel:
 
 

 
 

 
La agencia española adoptaba de esta manera la “narrativa” de victimización que desfigura y falsea la realidad, de manera que los perpetradores de atentados terroristas terminaban siendo las “víctimas”.

Para ello se ponía en duda el suceso en sí (un atentado terrorista – sin comillas -; y no según el portavoz de la policía israelí, sino por la propia naturaleza del hecho): así, todo es “presunto”, todo se reduce a un conflicto de “versiones”, de “narrativas”, donde los victimarios palestinos se confuden con las víctimas israelíes en un mejunje de relativismo moral, como si se tratase de “enfrentamientos” y no, precisamente, de atentados palestinos.

Vale la pena remarcar que, si bien el texto está firmado por Europa Press, su (única) fuente de información es la agencia palestina de noticias Ma'an, que no oculta su posicionamiento respecto del conflicto (es decir, su clara parcialidad) – que justamente reproduce el discurso palestino y la demonización del país.

Así, recurrir a Ma'an sin aportar ninguna otra fuente, esgrimiendo la necesidad o la obligación de infomar, es, en realidad, violar esa obligación al presentar un producto que es propaganda palestina: cuyo fin es presentar o retratar negativamente Israel ante la comunidad internacional con el objetivo de socavar su legitimidad.
 
 
 
 
         
      Portada | Temas | Países | Publicaciones | Acciones | Sobre Ética | Contáctenos | Enlaces  
         
 
ReVista Copyright 2008-2009