ReVista
 
   
 
       
         
 
 
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
  
 
 
 
 
 
 
 
 
Europa Press más en evidencia que nunca (¿seguro?)
por Grupo ReVista
8 de Marzo de 2017

Imprimir Imprimir | Enviar Enviar | Bookmark and Share Compartir
 
 
 
Es cada vez más patente que Europa Press no se equivoca cuando aborda el conflicto palestino-israelí. No. Sino que voluntariamente, y de manera sistemática, la agencia de noticias española presenta una versión o fuente (parcial) de los hechos (la palestina), no corrobora la información; cuando directamente no la adultera o manipula u omite o falsea los datos, con el fin de presentarle al lector un retrato sesgado y negativo de Israel.

El artículo publicado por Europa Press el 8 de marzo de 2017, es un rotundo ejemplo más de este patrón de desinformación y toma de partido; de su falta completa de profesionalidad.

Así abordaba un supuesto suceso, basándose en información de la agencia palestina Ma'an (muy lejos de ser una fuente imparcial y desinteresada; antes bien, claramente posicionada ideológicamente).
 

 

 
 
Y así lo hacía su fuente de información, la agencia palestina:
 

 
 
Desde el vamos, la agencia palestina ya introduce un contexto en su titular (el desmantelamiento de un explosivo por parte del Ejército israelí).
 
Pero es que además, la agencia que abiertamente manifiesta su postura respecto del conflicto (nos referimos a Ma'an), es la que incluye no una, sino dos versiones israelíes, que Europa Press decidía eliminar: no se trata de la realidad, de los hechos, se trata de crear un estado emocional en el lector, para la agencia español. Un estado emocional contrario a Israel.

De hecho, de seis párrafos, la agencia palestina le dedica tres a las fuentes israelíes:

“Un portavoz del Ejército israelí le dijo a Ma'an que las fuerzas israelíes fueron desplegadas en la frontera cerca del norte de Gaza con el fin de desmantelar un artefacto explosivo, pero que no tenían conocimiento de heridos resultantes del incidente. El portavoz dijo que estaban examinando cualquier relación entre ambos incidentes.

En tanto, el [diario] Times of Israel citó al [grupo terrorista] Yihad Islámica diciendo que uno de sus combatientes había sido levemente herido por un ataque de un tanque israelí en un ‘puesto de observación' cercano al lugar donde los artefactos explosivos estaban siendo desmantelados.

Según el Times of Israel el Ejército israelí afirmó que los artefactos habían sido ‘colocados con el fin de atacar a las fuerzas armadas israelíes que operan en la frontera'...”.

Es decir, Europa Press censuraba que:

  1. Que bien podría haberse tratado de dos hechos distintos.
  2. Que un grupo terrorista declaró que uno de sus miembros había sido herido.
  3. Que no hay seguridad, en definitiva, de cómo fue herido el sujeto.
 
La agencia española tiene un grave problema. Y es que no se trata de una cuestión periodística. Se trata de un ‘activismo' ideológico muy manifiesto (hemos dado amplia cuenta de la cobertura sesgada – y las distintas formas en que se manifiesta dicha parcialidad – de Europa Press).
La cuestión será si Europa Press quiere ser una agencia de noticias seria. De no tener interés en serlo, pues evidentemente no hará nada por subsanar esta cuestión. Por ahora, los hechos dicen que no le interesa la seriedad.
 
 
 
 
 
         
      Portada | Temas | Países | Publicaciones | Acciones | Sobre Ética | Contáctenos | Enlaces  
         
 
ReVista Copyright 2008-2009